Open Site Navigation

Gestión del Proceso De Ventas

Actualizado: 9 may

Durante repetidas ocasiones has escuchado sobre el "proceso de ventas", aquello que leemos en muchas partes y que promete impulsar nuestro negocio, pero que al momento de diseñarlo y ponerlo en práctica para nuestra empresa se convierte en un proceso tedioso.


Mujer sosteniendo una moneda de persona mientras hay un funel que convierte en monedas


Lo cierto es que, a pesar de que muchos explican cómo se podría alcanzar el éxito de las ventas de tu negocio estableciendo un proceso de ventas, no existe como tal la fórmula mágica para que esto suceda. Hacer que nuestro plan de ventas sea exitoso, conlleva un esfuerzo y un conjunto de fuerzas en varias áreas laborales, para comenzar a cosechar los frutos.


Inicialmente, es importante que definamos qué es el proceso de ventas: contrario a lo que se piensa cuando se lee “ventas” que se tiende a creer que hasta ahí llega el objetivo; este proceso está compuesto por varias etapas que conforman la venta, desde la etapa preventa hasta posventa, y tiene por objetivo el hacer que podamos entender qué busca mi cliente ideal, qué puedo ofrecerle y cómo mantenerle una vez ejecutada la venta.


Tener muy bien identificado y claro este proceso, hará que tus ventas comiencen a ver los frutos, que tu negocio vaya expandiéndose a más y más personas, gestionar una buena planificación administrativa, que podés obtener una cartera de clientes estables y de cierta manera fidelizados al negocio, y que sean recurrentes en el servicio o producto que ofrecés.


Ahora bien, es muy valioso que para que llevés este proceso de la mejor manera, conozcás muy bien tanto tu negocio, producto o servicio que ofrecés, como a tus clientes y las necesidades que en el camino presenten. En la actualidad, tu negocio se enfrenta a un gran reto y son tus propios clientes y aquellos a quien te gustaría atraer. Actualmente, nos enfrentamos a clientes que se encuentran más conectados a otros mercados por medio de internet, clientes cada vez más cambiantes y complejos, entonces, parte de la clave de hacer que el proceso de ventas sea exitoso, es contar con las herramientas necesarias para salir adelante, tales como implementación de un CRM, software, capacitación constante de equipos de atención al cliente, ventas, marketing y demás. Una vez estableciendo y dejando en claro las herramientas que debés integrar, te dejamos por acá los principales pasos a seguir para crear tu proceso de ventas:


1. Prospección

Antes de cualquier acercamiento con los clientes, lo que debes hacer es realizar algunos estudios de mercado que te permita visualizar a qué personas les podría beneficiar el servicio o producto que tu empresa pretende vender, de qué manera satisfacer las posibles necesidades que presentan estas personas. Una herramienta que te podría ayudar en este proceso es la del Buyer Persona, la cual podés encontrar en el siguiente enlace.


2. Contacto

Este es un momento clave, ya que esto te permitirá, ahora sí, conocer de primera mano cuáles son las verdaderas necesidades que desea cubrir tu prospecto. Es sumamente importante, que en este acercamiento te mostrés como la persona experta en lo que estás ofreciendo, pues de esta manera vas a lograr inspirar confianza, lo cual es indispensable. En este caso, tenés la posibilidad de establecer contacto por medio presencial, llamada, o correo electrónico. Si fuese por un medio no presencial, te recomendamos que seas breve y conciso, de lo contrario, sería algo tedioso para tu prospecto.



Personas hablando mientras se consolida una venta


3. Presentación del producto o servicio

Una vez estableciendo comunicación con tu prospecto, es oportuno conocer por parte de tu cliente, las necesidades que le gustaría cubrir e incluso si tiene alguna propuesta que podés implementar para ayudar en el proceso de cubrir necesidades. Será clave que te mostrés con un interés genuino, ya que podrás expresar tus puntos de vista e intercambiar opiniones y alternativas para mejorar en conjunto. Ahora bien, te recordamos que debes ser completamente transparente y dejar en claro qué podrías hacer y qué otras están fuera de tu alcance, nuevamente esto le hará saber a tu cliente que está ante una persona de confianza.


4. Cierre de venta

Para este momento, ya es de tu conocimiento que has logrado obtener la atención e interés en tu producto o servicio. Una presentación o contrato en donde se señalen las formas por llevar a cabo la relación laboral, así como resolviendo las posibles dudas, beneficios de tu producto o servicio, y demás, serán importantes dependiendo del tipo de negocio para que tu cliente finalmente opte por el “si”. Recuerda ante todo momento mantener una actitud que transmita confianza y empatía, ya que al igual que durante los primeros pasos, este es determinante.


5. Posventa

Aunque sea la última fase del ciclo una vez conseguida tu venta, no debés de pasarla por alto. El mantener contacto con tu cliente y brindar un seguimiento, será esencial para lograr estrechar lazos entre ambos. Adicionalmente, te permitirá obtener información valiosa a través de herramientas donde podrás conocer el nivel de satisfacción de tus clientes, qué les gustaría que mejoraras, e incluso si recomendarían tu producto o servicio.


No dejés pasar la oportunidad de hacer crecer aún más tu negocio, aplicá estas recomendaciones y estamos seguras de que dentro de muy poco, podrás ver tus resultados deseados. No olvides que en KIKU estamos para ayudarte en estos y muchos más procesos, si deseas contactarnos, podés escribirnos a hola@kikucr.com y con gusto nuestro equipo te ayudará a crear tu proceso de ventas a través de herramientas innovadoras.


13 visualizaciones0 comentarios